Y todo comienza con un punto…

Nunca he pintado, bueno si he pintado pero nunca he pintado algo lo suficientemente bueno como para considerar que he pintado o mejor sería decir que siempre he pintado pero que nadie ha entendido mi arte.

Hace bastante tiempo que coloreo mandalas, antes de tejer siempre tenía un mandala entre manos para colorearlo era algo que además de relajarme me proporcionaba una sensación de bienestar, no se si lo habéis probado pero si os apetece probarlo y me contáis como ha ido la experiencia.

Empecé a indagar un poco mas sobre los mandalas, como pintarlos y entonces descubrí la piedras pintadas con mandalas. Me atrajo tanto esa mezcla de colores que no podía dejar de buscar más y más imagenes. Asi encontré a Elspeth McLean y sus maravillosos trabajos.

Resultado de imagen de elspethmclean

Resultado de imagen de elspethmclean

Imagen relacionada

Imagen relacionada

A partir de ese momento supe que quería pintar este tipo de mandalas pero como todo tiene su tiempo no fue hasta hace poco menos de un año que no empecé a pintarlos. Así que ahora no es extraño encontrarme por cualquier lugar con piedras escrutando cual puede ser la mejor para colorear.

Para las que no os atreváis a pintar deciros que no puede ser más fácil, si puedes pintar un punto puedes pintar estos mandalas simplemente hay que combinar colores y tener mucha paciencia, eso si que no puede faltar. Yo personalmente uno pintar mandalas con la meditación, los colores forman parte de nuestra vida diaria y dice mucho de nuestro estado general, este es mi última creación ¿que os sugieren los colores?

DotMandalaColor1.jpg

He leído que la parte central del mandala habla sobre nuestro interior y la parte exterior sobre lo que damos al exterior. Yo siempre comienzo con un gran punto blanco (debe ser que siento mucha luz en mi interior) y luego según mis propias sensaciones voy eligiendo color y tamaño de los puntos. Las combinaciones son impresionantes y como va evolucionando el mandala de principio a fin es muy reconfortante, puede empezar de una forma, con unos colores y terminar con otros totalmente opuestos e incluso la percepción del conjunto puede ser totalmente diferente a como pensaba que iba a terminar. Eso es lo más emocionante de pintar este tipo de mandalas.

Poco a poco os iré mostrando más trabajos para que me digáis que os transmiten los colores y si os apetece los podéis imprimir para utilizar de plantilla o para lo que más os guste.

¿Os gustan este tipo de mandalas? ¿os veis con ganas y paciencia para probar? Ya sabéis que si tenéis alguna cosa que contarme lo podéis hacer en los comentarios o por correo electrónico maialenkiros@gmail.com estaré encantada de escucharos.

Un beso enorme, utilizar siempre la creatividad para vivir una vida plena y feliz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s